Turismo de lujo: los destinos más top que visitar

¿El mar o la mar? Da igual como respondas esta pregunta, pues la respuesta es siempre el mismo destino: la playa. Se acercan las vacaciones de verano y reconócelo, no ha sido un año fácil, o quizás sí, pero mientras lees este post tu mente no puede evitar escapar a lugares tropicales donde te gustaría tumbarte para disfrutar de los rayos de sol.

¿Te atreves  a darle forma a tus sueños y materializar tus pensamientos más divertidos para estas vacaciones? Pues si eres de los que se atreven a perseguir sus sueños, hoy te traemos dos destinos playeros de lujo que te harán enloquecer… ¿Qué es eso que sube ahí fuera? Es la temperatura de la atmósfera, ¡avisándonos de que el verano está a la vuelta de la esquina!

Gran Canaria

Antiguamente Canarias solía ser un sitio que las personas solo visitaban un par de veces en la vida. Pero sus espectaculares temperaturas, unido a la mejora de sus infraestructuras turísticas y la limpieza de las playas han convertido Canarias en un lugar que visitar con cierta frecuencia.

Uno de sus sitios más importantes son las dunas de Maspalomas, un pequeño trozo de desierto de belleza superlativa. Si deseas combinar unas vacaciones movidas con un lugar donde descansar tranquilamente, te recomiendo que eches un ojo a las villas de VillaGranCanaria, unas villas de lujo con todo tipo de comodidades.

Rivera Maya

Si has comprado tus billetes para Rivera Maya, no puedo juzgarte si tu plan es quedarte todos los días en el “todo incluido” evadiéndote de tus preocupaciones. No obstante, si me permites un consejo, hay excursiones en Rivera Maya de un día que merecen mucho la pena y que son desconocidas para muchos turistas.

Nadar con tortugas, descubrir los misterios del Chichén Itzá o soltar la adrenalina mientras conduces un quad por la selva son cosas que no podrás hacer en muchos más destinos. Ese placer prohibido que transforma cada instante de la vida en una aventura.  Ese placer que podrás sentir con tus manos en  la increíble Rivera Maya

Y recuerda, el arte del descanso es una parte del arte de trabajar, así que si has tenido un año agotador, invertir en unas buenas vacaciones es la mejor inversión para tu cuerpo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *